Es una forma de azúcar que se encuentra en la naturaleza. Nuestro cuerpo puede crearla a partir de otras sustancia. También se encuentra en la sangre y es uno de los nutrientes que dan energía inmediata a nuestras células.